domingo, 4 de marzo de 2012

No nos moverán...

Las personas somos seres políticos...queramos o no. Incluso estar fuera del ruedo político y afirmar que no nos creemos nada, o que nos puede el desencanto no nos exime de estar opinando sobre una realidad que, al fin y al cabo, gobierna nuestras vidas. 
La mejor forma de crear corrientes de opinión según el interés de los partidos politicos y del poder, es hacer cada vez "más tonta" a la masa, así declarar los toros y el fútbol "bien de interés cultural y social" no es más que la punta del iceberg de la estratagema "entontecedora" en el que, si sumamos el apoyo incondicional para ese fin que las religiones mayoritarias han ejercido en la historia, da unos resultados grises y tristes como el infierno en la tierra que pretenden crear a la ciudadanía (pa qué profundizar en sus homilías políticas, en sus apoyos a dictadores, en sus valles de lágrimas y en sus dobles morales que opinan sobre lo que se hace en las camas de los demás, sin asegurarse antes de los efectos perversos y hasta pedófilos de sus "castos" padres). Otra muy buena estratagema es cambiar tantas veces como sea posible el sistema educativo, eliminar el "arancel pijo" de los colegios privados y subvencionarlos, reducir a esperpento la escuela pública y así asegurar un futuro lleno de "imbéciles" manipulables o de "prepotentes manipuladores" (bien se provenga de lo público o de lo privado). Mano de obra barata...al fin y al cabo que por cierto resulta ser la solución a la crisis...osea que la esclavitud es el primer paso para que el "estado del bienestar" se mantenga...no se sabe muy bien para quién...pero lo sospecho.
Y en éstas resulta que además opinar politicamente es ser "enemigos" del estado,  por tanto las fuerzas de seguridad pueden actuar violenta e impunemente, siguiendo el dictamen de los autoerigidos defensores de la patria. Disculpenme...todo esto es mucho más dictatorial de lo que aparentemente parece...y no nos llamemos a equivoco cuando se habla de que estamos en "democracia" y escuchamos a los políticos de turno hablar de ella con la boca en altavoz, eso es como el trabajador que defiende a su patrón porque sin él se iría a la puta calle, y ellos saben muy bien que sin esta falacia de democracia que nos venden a diario, simplemente no podrían llevar el ritmo de vida que llevan, ni tener el impune acceso a arcas públicas que tienen. 
El caso es que habían conseguido convencerme de que me volviera moderada, de que no metiera el dedo en el ojo para señalar desmanes...bajo el paraguas del "respeto" cabe todo ¿verdad? Pero ¿y cuando nos faltan al respeto a nuestra inteligencia, a nuestros derechos, a nuestra integridad...también hay que tener cuidado con lo que se dice para no ofender? 
En mi listado de amigos/as en las redes sociales, tengo personas de todas las tendencias políticas y si están en mi listado es porque les tengo afecto, lamento si alguno de ellos se siente ofendido por mis palabras, pero esta vez: o hablo o reviento. Durante mucho tiempo he tratado de no ofender a nadie con mis comentarios...pero...se me agotó la paciencia ante tanta falta de respeto a las criaturas que habitamos este país y a los que la derecha, rancia y casposa, nos trata como a idiotas...me temo que ha llegado el momento de que ser "demócratas" también consista en que los que somos personas pensantes, con valores, ideas y utopías respecto a un mundo más justo, menos competitivo y más humano, digamos ¡ya está bien! ¿quién coño me va a dar a mí lecciones de democracia y de respeto? ¿quiénes? ¿De verdad pueden siquiera intentarlo quiénes avalan que no se investigue crimenes? ¿quiénes cargan contra menores? ¿quiénes manipulan el poder judicial para que los suyos sigan robando? ¿quiénes han acabado con la apuesta de las energías limpias porque de esas "no sacan tajá";? ¿quiénes se han pasado los derechos adquiridos por trabajadores -durante más de un siglo- por la mísmisima entrepierna, con una reforma laboral que nos devuelve a tiempos de Dickens? ¿quiénes cuestionan si soy una enferma por con quién me meto en la cama? ¿quiénes pretenden reducir la sanidad pública a una nueva fórmula de discriminación social;? ¿quiénes no tienen ningún escrúpulo en mentir sobre los impuestos y los presupuestos generales, teniendo a un país en vilo con tal de ganar unas elecciones autonómicas? ¿quienes pasean su corrupción por los tribunales para mofarse de los ciudadanos de a pie que les subvencionamos sus estupideces? ¿Esos me van a dar lecciones de democracia? ¿Esos? Esos si leyeran esto, me humillarían publicamente, me desacreditarían llamándome radical y lo harían tantas veces, tantas, que crearían un "troyano" en ciertas mentes hasta hacer dudar de mi credibilidad...y al final: brindarían con champán por haber derrotado a la verdad una vez más...y seguir campando a sus anchas en este marco socioeconómico que dirijen en base a su beneficio personal...¡Ni puta idea tienen de lo que quiere decir sentido de estado, respeto a la diferencia, estado del bienestar, desarrollo y evolución de los pueblos!
Así que, dado que estoy un poquito harta de ser moderada para no molestar a quienes apoyan a esta panda de pijos sin escrúpulos, hoy he decidido salir de otro armario más: NO ME CALLARÉ
Conste que lo aprendí hace muchos años...gracias a Julia y Chanquete



10 comentarios:

  1. MADRE MIA, QUE RAZON TIENES, ME HA GUSTADO MUCHO, UN BESO ,PELUQUI

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Peluqui!!! me alegra saber de tí...nos vemos pronto
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Lo de pedófilos es por la peste que echan ¿no?
    La libertad de pensamiento no es precisamente el fuerte de los liberales y sus políticas de recortes otra demostración del "no intervencionismo del estado" que proclaman. ¡¡Manda cojones!!
    LO LLAMAN DEMOCRACIA Y NO LO ES

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Peste negra son...jajaja
      Un abrazo amigo

      Eliminar
  3. ya esta mi amiga desatá..........¡¡¡¡¡el evangelio¡¡¡ a las barricadas, beso gordo, marilo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miaqueeeeeeeeeee, mucho he tardao...como me ha pillao esto aprendiendo a andar, ahora veremos a ver...yo tambien te quiero

      Eliminar
  4. Mi último poema habla de esto; aunque no hay más que un signo de admiración o dos, hay rabia. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que transformar la rabia en ideas y las ideas en acciones. Dos besos, guapo!

      Eliminar
  5. Me gusta el espíritu de insurrección que demuestras. En los tiempos que corren la insurrección se ha convertido en una actitud necesaria quenecesita traducirse en acciones. Como dices en otro sitio, hay que salir de la 'zona de confort' que ofrece esta democracia de baja intensidad.
    A mí tampoco van a darme unos pijos lecciones de democracia, cuando he luchado por ella en la calle desde que era un crío.

    Un saludo de J.L. Ibáñez.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amigo, no sólo es espiritu, ya he batallao en muchos frentes, salir de la zona de confort se ha convertido en un continuo revulsivo para intentar ser feliz...y en el marco sociopolitico también...sin la acción todo se queda en manifiestos que no se sabe muy bien para qué sirven ¿Nos vemos en la mani? Besos

      Eliminar